Optimización de páginas web

Por increíble que pueda parecer, cuando las empresas  solicitan el desarrollo de páginas web, sólo están pidiendo lo que se podría describir como un conjunto de pantallas enlazadas entre si, y con un aspecto e hilo conductor común (Si bien, la empresa da por entendido que esta página tendrá muchas visitas y ganará dinero gracias a ella, si no sería absurdo desarrollar la página web corporativa).

Con el paso de los meses, y demasiado a menudo la empresa descubre que las páginas web terminan sirviendo para referir a los clientes para que puedan consultar el catálogo de productos o servicios, convenciéndose que es muy útil puesto que ahorra mucho tiempo preparando envíos de información (un punto totalmente cierto, pero no deja de ser un engaño).

El problema de todo esto, es que no está bien entendido el funcionamiento de internet y los motores de búsqueda. Por lo tanto resulta interesante volver al principio, y entender el concepto de internet y los agentes que tienen más a importancia; Los buscadores, motores de búsqueda... o como se quiera les prefiera llamar.

Internet, es una red global, dónde miles de millones de páginas web necesitan hacerse ver. Esta red, dispone de una serie de puntos de información, donde los usuarios plantean sus preguntas. Estos puntos de información son los buscadores y los directorios (YAHOO!, Bing, GOOGLE... y también DMOZ, el directorio de YAHOO!, y muchos otros). Todos los buscadores y directorios, están siendo constantemente bombardeados por nuevos datos, además de las informaciones que ya han sido indexadas con anterioridad, que para más ajetreo, se tienen que actualizar para que cuando reciban consultas, sea posible ofrecer respuestas actuales, y lo más de coincidentes con los intereses de cada una de las peticiones.

Llegados a este punto, la información de las páginas, puede ir a parar en medio de un montón de fichas cualquiera, o en varios montones de fichas para todo lo que ofrece la empresa, además de, si es posible, entre las primeras fichas de cada montonera. Optimizar una página web, la hace más atractiva a los buscadores, consiguiendo que recojan la mayor cantidad de información posible, y ofreciéndola en mejores posiciones por considerar que aquella página trata de aquel tema, y además lo trata bien.

Internet, es posiblemente la herramienta que mejores resultados comerciales puede ofrecer a la pequeña, mediana y gran empresa. Aún así, todas las herramientas necesitan los ajustes adecuados para ofrecer un rendimiento satisfactorio en la tarea para la que se adquieren.

Desgraciadamente, la mayor parte de las veces, las páginas no se desarrollan pensando en lo que tímida, tácita o abiertamente espera la empresa, quedándose en lo más superficial, que es "que sea bonita y haga quedar bien"... si entonces además consigue que alguien se ponga en contacto gracias a la página... ya es fantástico.

Hay que recordar, que cuando se contrata el diseño de páginas web, o la programación de aplicaciones web, si no se habla concretamente de optimización, esta página limita sus oportunidades comerciales a la suerte.

La optimización de páginas web, es el primer paso para conseguir que tengan visitas, y ofrezcan un resultado real, optimizar páginas web, es como ponerle combustible al coche, porque si una página no tiene visitas referidas desde los buscadores, es mejor no invertir en ella.

Del mismo modo que un vehículo necesita, combustible, ruedas, motor y otros elementos básicos para poder ser útil, hace falta optimizar las páginas web y desarrollarlas de tal manera que los buscadores puedan encontrar,  leer y almacenar su contenido

Te ha gustado esta pantalla?¡¡Compártela!!



C/ Del Cós 35, 2n.
08241 Manresa (Barcelona)
Tel: (34) 93.872.52.07
sagfsdginfsagfsdgo@csagfsdgletsagfsdgu.csagfsdgom